¿Eres oveja o león?

easelly_visual

Os confieso que en un tiempo no muy lejano me revelaba en contra de las etiquetas sociales, pensaba que las circunstancias de la vida te hacen luchar por unos ideales y actuar de una forma determinada y que cuando cambian esas condiciones o por cuestiones de la edad, piensas y actúas de forma diferente sin prejuicios ni comparaciones, coincidiendo con otras personas similares a ti. Lo que no me gustaba de las etiquetas, es la escasa movilidad que te dan: si eres pija, rockera, empresaria, etc., al final es una manera dócil de catalogarte para que los demás sepan tratarte con nada más observante y así no tener que hacer esfuerzos por conocerte. Como cualquier cosa en la vida, esto incluye su polaridad. Me costo tiempo asumir por cuestión de rebeldía juvenil que las etiquetas o tribus como señala Seth Godin en su libro, también poseen su lado bueno y que que por supuesto son móviles, puedes moverte entre ellas. Las tribus como comunidad de personas de ideas afines, nos permiten disfrutar del sentido de pertenencia a un grupo, de la búsqueda de puntos en común para incitar la comunicación, disfrutar de la moda y los anuncios con mensajes que parecen que están hechos para ti. Pero de esto no va este post, bueno algo sí.

“El verdadero éxito consiste en descubrir quién eres, en lugar de calcular quién serás”

Hace poco me contaron la historia de una tradición sufí. “Unos cazadores abatieron a una leona y descubrieron que en su vientre había un cachorro a punto de ver la luz. Se apiadaron de él y lo entregaron a un pastor de la zona que lo sacó adelante con la leche de oveja. Casi un año después el león vivía con las ovejas como una más, balaba, pastaba y se quejaba igual que el resto de ovejas. Un día un león que pasaba por allí llamó la atención de su joven hermano porque no entendía bien que hacía allí con tantas ovejas y este le confeso que era una de ellas. El viejo león arrastró al más joven  hasta un lago y vio que su reflejo era exactamente igual que aquella admirable criatura. Ahora que empezaba a darse cuenta de quién era debía aprender a rugir.  Por fin meses más tardes, rugió con una potencia e intensidad que retumbó por toda la selva como signo de su identidad verdadera.”

Los sufí dicen que los seres humanos tenemos estee trastorno de la personalidad. El león y la oveja hacen referencia a arquetipos (tipos, etiquetas, tribus) en función de la respuesta al cambio. Ninguno es malo ni bueno y podemos ser leones y ovejas en diferentes circunstancias. He realizado una infografía para detallar las características de uno y otro para que nos sirva de ayuda para concretar los comportamientos de uno y otro. (foto de arriba)

Por ejemplo, cuando decimos que hemos llegado tarde por culpa del tráfico ¿cómo estamos actuando? …¡Cómo oveja! El león asumiría su responsabilidad, formaría parte del problema y con ella de la solución y haría frente a la culpa (esa que tememos tanto). El león asumiría que ha llegado tarde por no levantarse más temprano.

En fín, todo es como se mire…yo intento ser león la mayor parte del día aunque a veces viene bien escudarse en la inocencia de la oveja por la cómoda elección de que sean otros los que asuman las culpas, aunque conscientemente me de cuenta que eso me lleva a circunstancias difíciles de controlar y a la frustración de no poder hacer nada para solucionarlo. 😉

Seguiré rugiendo para hacer resurgir mi identidad más proactiva, y por cierto…

¿Tú que eres oveja o león?

Revolución Hotelera…pero siguen sin enterarse!!!!!

 

Fuente: flicker /  Autor: Fragil
Fuente: flicker / Autor: Fragil

Después de estas largas vacaciones (ya se que nada más que hablo de lo bien que me lo he pasado, pero es que no me puedo aguartar, ha sido maravilloso…), de mi experiencia como Directora de Desarrollo Ambiental y la asistencia a grandes eventos, tengo que decir… QUE SIGUEN SIN ENTERARSE!!! Más adelante hablaré de los eventos, pero en el post de hoy, tengo que hablar de la EXPERIENCIA VERDE (y no me refiero a la marca de la cerveza, si alguno/a lo está pensando).

Hoy en día, todo gira alrededor, o al menos eso se intenta, del medio ambiente, pero ciertos sectores parecen que no quieren admitirlo. Los destinos turísticos, cada vez más siguen siendo seleccionados por el lugar del destino y por los servicios y características del hotel. Los/as turistas piden que la oferta hotelera, sobre todo aquella que está situada cerca de alguna figura de protección como los Parques Naturales, sea responsable con el medio ambiente, es lo que llaman HOTELES SOSTENIBLES.

Con respecto a esto tengo que decir muchas cosas, un Hotel Sostenible, no es aquel que pone sólo papeleras para lavar su imagen, sino es aquel que tiene en cuenta al menos estos puntos (entre otros muchos):

* Es muy importante, que la filosogía sostenible de un hotel se asiente en 4 pilares y que estos se encuentren en EQUILIBRIO: el desarrollo económico, la preservación de nuestro entorno, la cultura y la sociedad y nuestros más amados/as visitantes.

*Lo anteriormente expuesto no tiene que ser tomado como una situación ideal que nunca puede llegar a ser alcanzada, sino una filosofía de desarrollo para marcar metas a largo plazo.

* Evaluar la posible interacción del hotel con el medio que le rodea, siendo conscientes de las necesidades y características de su entorno.

* Comunicar al turista, su entorno y la diferenciación con respecto a otros destinos.

* Evaluar los sistemas y procesos internos en cuanto a manejo de deshechos y a tecnologías para el ahorro de luz y agua.

* Comunicar al turista nuestros procesos y sistemas internos.

* Evaluar la interacción del hotel con con el crecimiento y desarrollo de la comunidad.

* Comunicar al turista de nuestra intervención en el medio social.

* Invitar al cliente, a participar en la implementación de la política de sostenibilidad de la empresa.

*Olvidarse de los mitos acerca de los hoteles sostenibles : para ser sostenible hay que estar en medio de la jungla, tiene que estar hecho de materiales naturales y con una infraestructura especial y tienen que ser rústicos y con el menor número de servicios posibles.

No hay más que ver alguno de los ejemplos de Hoteles sostenibles como el Hotel Flamingo de la Ampolla (Tarragona) o aquellos adheridos a la Red de Hoteles Sostenibles como Grupohotel Valparaíso Palace, Pollentia Club Resort, etc.

El turista busca una Experiencia Turística Integral, llena de nuevos valores sostenibles con el entorno. Para estar vivo en la competencia, hay que viajar con las nuevas tendencias. No te dejes olvidar!!!!

El poder del cambio

20051118110416-cambios

El día de ayer, junto a mis compañeros de trabajo, asistí al Día de la Persona Emprendedora, excepto en la organización de las Jornadas que fue un poco caótica, hubo varias cosas que me hicieron remover por dentro…
De todas las conferencias que asistí, debo de decir, que todas me aportaron mucho pero creo que me quedé bastante impresionada con Pilar Jericó, es miembro de la empresa Innova, pero su proyección de vida me dejó tocada. La superación de los miedos, la ruptura de barreras, la aceptación de uno mismo… fueron los temas a tratar pero aplicándolo a la Educación Ambiental, me dejó un mensaje bastante claro: Sean cuales sean los problemas a los cuales nos enfrentamos, siempre hay una solución. Si nos cerramos en nosotros mismos y pasamos de la realidad en la cual nos rodea puede que cuando nos demos cuenta sea demasiado tarde.

La clave está en hacer frente a los problemas y ponernos manos a la obra, de esta manera poco a poco, esas barreras que nos separan de la acción, las romperemos y podremos colaborar todos juntos y al menos mejorar la situación y hacernos imprescindibles para el desarrollo de la vida. Os aconsejo que visitéis su blog y navegeis por él, porque puede que podamos encontrar algunas respuestas…

Al salir de las Jornadas, fuimos a dar un paseo por Cádiz, una ciudad muy especial a la cual quiero volver. En una de las calles principales, un señor muy mayor con una cara malgastada por problemas pedía limosna con lágrimas en los ojos. La gente pasaba sin ningún reparo y nosotros también, pero a mitad de la calle, mi cuerpo se paró. No podía olvidar los ojos de aquel hombre, que en un instante había visto. Volvimos sobre nuestros pasos y le dimos alguna propina para que pudiera comer. Durante toda la noche, he estado pensando ¿qué tenía ese hombre de diferente a otros vagabundos? Las pequeñas cosas que a veces son insignificantes pueden cambiar nuestras vidas, nuestras acciones por muy pequeñas que sean pueden en conjunto solucionar la vida de muchas personas. Cuando nos planteamos en la Educación Ambiental, que nuestras pequeñas acciones no sirven para nada, estamos en un gran error. Si ese señor no hubiese recibido la aportación de varias personas seguramente no podría esa noche comer, por ello, esa acción conjunto de varias personas es tan importante.

Si decidimos que nuestras acciones pueden ayudar a mejorar nuestro medioambiente, hagámoslo. Juntos es más fácil.